Sociedad Cooperativa Agropecuaria Regional Tosepan Titataniske

sl1-1800x810

Antes de 1977 la Sierra Nororiental de Puebla, al igual que la mayoría de las regiones indígenas de México, se caracterizaba por mantenerse en un abandono total de las políticas gubernamentales y, por lo mismo, padecía altos niveles de marginación y fuertes cacicazgos.

La carestía de los alimentos básicos, el intermediarismo de las cosechas y la usura provocaban que la riqueza se acumulara en unas cuantas familias de comerciantes, intermediarios de cosechas y agiotistas, quienes además utilizaban el aguardiente como una eficaz arma de control y dominación.

Esta situación provocó que iniciara un Movimiento Organizativo Indígena que, a través de los años, ha logrado consolidarse en la Sociedad Cooperativa Agropecuaria Regional “Tosepan Titataniske”, la cual se constituyó en 1980 con el fin de encontrar solución a la carestía de los productos alimenticios, ya que en aquellos tiempos era la demanda más sentida por toda la población.

Actualmente esta cooperativa agrupa a los productores orgánicos, al grupo de mieleros de la abeja pisilnekmej. Así mismo opera el vivero de plantas ubicado en la comunidad de Xiloxochico en Cuetzalan.

La Cooperativa de Ahorro y Crédito “Tosepantomin” (Dinero de Todos, en náhuat), está integrada al Movimiento Cooperativo Indígena que en 1977 se inició con la formación de la Cooperativa “Tosepan Titataniske” (Unidos Venceremos, en náhuat) en la Sierra Nororiental de Puebla.

La “Tosepantomin” se constituyó con un capital inicial de $636,000.00 aportado por los primeros 1,266 socios de 41 comunidades, pertenecientes a cinco municipios. Actualmente agrupa a 34,000 familias que viven en 410 comunidades de 26 municipios. El 76% de ellos son indígenas (Náhuats y Totonacos).

La “Tosepantomin” ofrece sus servicios a través de cinco Sucursales y nueve Centros de Atención, ubicados en comunidades estratégicas de la región.

Se otorgan los créditos utilizando la metodología de los Grupos Solidarios, los cuales se integran con un número de cinco a siete socios y donde la base principal es la confianza.

Cada integrante del grupo recibe los préstamos en forma individual y el grupo funge como comité de crédito y como aval moral.Otra característica que distingue a la “Tosepantomin” es la de brindar una atención personalizada a cada uno de sus socios por medio de un grupo de promotores comunitarios. Ellos son el personal más importante, son la imagen, el rostro humano de la “Tosepantomin”.

Los promotores son propuestos por los mismos socios, hablan su lengua materna y gozan de su confianza.

En el desempeño de su trabajo se mantienen en contacto permanente con los socios capacitando a los grupos solidarios, promoviendo los servicios financieros, recuperando los créditos.

En pocas palabras, son los responsables de ofrecer la asistencia técnica que requieren los socios. Desde el principio y hasta la fecha, la “Tosepantomin” ha tenido como principal fuente de fondeo el ahorro de sus socios.

También se ha caracterizado por mantener una constante preocupación para adaptar sus servicios y productos financieros a las necesidades de la población.

En la actualidad ofrece cinco productos de ahorro (infantil, jubilación, compromisos y festividades, inversión y cuenta corriente) y otros cinco de crédito (productivo, vivienda, credimujer, comercial y de emergencia). Además otorga los servicios de seguros de vida y pago de remesas.

La “TOSEPANTOMIN” ha financiado la vivienda rural desde que inició sus actividades. Durante muchos años solamente otorgó créditos para el mejoramiento de las viviendas, pero en los últimos años también ha dado financiamientos para la construcción de lo que el Movimiento Cooperativo Indígena de la Sierra Nororiental de Puebla ha dado en llamar el “Hogar Sustentable” (el Desarrollo Sustentable implica familias con Hogares Sustentables).

Este concepto incluye la construcción de la vivienda con materiales duraderos, de preferencia que sean de la región (piedra, adobe, bambú, madera, etc.), así como el aprovechamiento adecuado del agua de lluvia y de la energía solar, el reciclaje de residuos y la producción de alimentos.

Por tal motivo, la “Tosepantomin” impulsa entre sus socios la adopción de algunas ecotecnias como la captación, filtrado y almacenamiento del agua de lluvia; el uso de secadoras solares y de estufas ecológicas; la elaboración de abonos orgánicos y el tratamiento de las aguas residuales; la producción de hortalizas, carne y huevo en el traspatio